Después de un album como The Unspoken King, su anterior producción en estudio del año 2008, había quedado una gran incógnita para esta banda… ¿Cual sería el próximo paso a dar? La pregunta quedó respondida con su séptimo trabajo de estudio… Cryptopsy.

A diferencia de su antecesor trabajo, la banda decidió dejar las voces limpias y la experimentación para salir con este nuevo disco donde refleja todo su potencial y calidad musical. Esta obra de metal técnico nos recuerdan esas composiciones que tanto identifican a Cryptopsy, velocidad de ejecución con suma prolijidad y bases a dos guitarras utilizando justas disonancias o armonías paseandose por estructuras musicales de diversos estilos para lograr ese sonido que le dan el sello a las cuerdas. Un detalle no menor en este aspecto es la vuelta de Jon levasseur, guitarrista que acompaña a Chris Donaldson en esta entrega. El bajo a cargo de Oli Pinard complemento las cuerdas.

Las voces, acompañando a cada riff, por Matt McGachy y con Flo Mounier en coros se fusionan para recordar esos gritos siempre clásicos en las composiciones de la banda.

La bateria de Flo es de destacar una vez más, si bien se trata de uno de los mejores bateristas del género, es inagotable su fuente de recursos y creatividad para poner cada golpe en el lugar adecuado.

Un sonido demoledor perfectamente equilibrado y claro permiten comprender cada instrumento sin necesidad de esforzarse, una producción musical realmente impecable a cargo de Chris Donaldson y Cryptopsy aseguran lo que uno tanto anhelaba desde su último trabajo.

Una vez sonando el nuevo material, se percibe una introducción de segundos que nos mete de lleno en su primer tema, Two-Pound Torch haciendonos escuchar esos riffs clásicos que recuerdan a estructuras musicales de None So Vile o And Then You’ll Beg. Este primer tema nos indica lo que vamos a escuchar en la próxima media hora, un “renacimiento” con una de las formaciones más extremas retomando sus raíces y conciente de su potencial en sí misma, de ahí que su nombre homónimo asienta su condición. Con la técnica que identifica a la banda prosigue el disco destacandose varios pasajes musicales en cada temas, solos de guitarras y contratiempos se combinan en Red-Skinned Scapegoat o Damned Draft Dodgers. Sin decepcionar un instante temas como Amputated Enigma y The Golden Square Mile, cargados de prolija brutalidad las cosas se vuelven claras. Ominous, anteúltimo tema, nos brindan cortes entre bateria y bajo dando apenas un pequeño respiro de segundos para entrar de lleno en los últimos minutos del disco. Finalizando con el tema Cleansing the Hosts los canadienses nos acaban de dar 35 minutos de música fresca.

 Definitivamente Cryptopsy está en todo su esplendor y demuestra, con este nuevo material, que la fase de experimentación quedo atrás. Retomar la linea y saber hacer lo suyo una vez más, sin caer en la redundancia. Sin más que decir, ¡Escuchar y disfrutar!

 

1. Two-Pound Torch
2. Shag Harbour’s Visitors
3. Red-Skinned Scapegoat
4. Damned Draft Dodgers
5. Amputated Enigma
6. The Golden Square Mile
7. Ominous
8. Cleansing the Hosts

Cryptopsy –Cryptopsy

Género: Death Metal Técnico

Fecha de lanzamiento: 11 de septiembre de 2012

Origen: Canadá

Discográfica: Autoproducido