Una violenta sacudida de 22 minutos de duración, eso es lo que es este último EP de los belgas Aborted, titulado Coronary Reconstruction. Si os gusta el Brutal Death con toques Grindcore, os gustará este EP que, en mi opinión, es superior en calidad a su anterior trabajo, titulado Strychnine.213, y que da una vuelta de tuerca al sonido de la banda, devolviendo ese regusto crudo y Old School de álbumes más antiguos, como Goremageddon: The Saw and the Carnage Done. Quizá influya el cambio de line-up con respecto al anterior trabajo en este soplo de aire fresco, o más bien de aire pútrido, ya que la “frescura” de sonidos más modernos se palpaba más en el citado antecesor Strychnine.213, que no termino de calar demasiado en los fans más acérrimos de la banda. Sea como fuere, en mi opinión, ha sido un cambio para mejor en todos los aspectos.

Este EP está compuesto por cinco temas, versión de los maestros Entombed incluida, que no dan lugar a la indiferencia. Cinco raciones de caña de la buena y sin miramientos. Abren con el tema que da nombre al trabajo, el cual comienza con una mezcla de sonidos que recuerda a la típica película gore de serie B, para después de unos instantes, comenzar a mutilarnos con toda clase de macabras herramientas repletas de óxido. Unos riffs contundentes nos llevan a través de toda la composición, arropados en todo momento por una batería demoledora que no nos deja ni un hueso en su lugar, y unos alaridos propios de semejante carnicería nos advierten de que todo esto va en serio. La linea de bajo que recoge todos los desperdicios de esta masacre os hará vibrar y reventará hasta el último de los capilares que os queden intactos.

Con From a Tepid Whiff volvemos a la misma formula, intro estilo serie B para golpearnos seguidamente con una potente patada en la boca. Con un comienzo más bruto si cabe que el primer corte, vuelven a demostrarnos con quien estamos tratando, y que las dosis de mala sangre y rabia no se les han agotado. Impresionantes riffs y baterías frenéticas las que desarrollan en este tema, que te dejarán sin aliento, y muy posiblemente sin cuello, acompañados de unos gorrinos propios de una matanza como Satán manda.

Seguimos con Grime, que para variar, vuelve a ser una demostración de cómo reventar tímpanos a base de ritmos acelerados y brutalidad sónica. En este corte, mención especial para la parte lenta, que esta elaborada con una exquisitez impecable y como debe ser en este tipo de trabajos, pesada, dura y oscura, allanando el terreno para pillarnos desprevenidos y aplastarnos con saña en una última demostración de cómo acribillar hasta la saciedad.

En A Cadaverous Dissertation nos dan la bienvenida con un buen ritmo de batería que nos prepara de nuevo para la carnicería. No hay momento para el descanso, y este tema no iba a ser menos. Con un sonido bastante Old School dejan patente que la violencia no cesará, y así lo demuestran. Una vez más, frenetismo y violencia es la marca de la casa y con una ejecución impecable ponen punto final a la muestra de material propio. La nota pesada del trabajo (con permiso de esos impresionantes pasajes lentos y pesados del EP) la pone Left Hand Path, impresionante versión de los maestros Entombed, en la que han sabido capturar su esencia transportándola a ese sonido propio y dándonos un nuevo punto de vista de este cántico a la muerte.

Y a grandes rasgos, eso es lo que hay, restos de cadáveres despiezados por cualquier rincón en el que mires, olor a carroña que se cuela en tus pulmones y que impregna tu paladar de un sabor rancio y putrefacto que te hará vomitar de placer. Una vuelta a las raíces y un pequeño guiño que nos deja entrever por donde irán los tiros de cara a su próximo trabajo.

Coronary Reconstruction

1. Coronary Reconstruction
2. From a Tepid Whiff
3. Grime
4. A Cadaverous Dissertation
5. Left Hand Path (Entombed Cover)

 

Artista: Aborted

Sven “Svencho” de Caluwé– Voces
Eran Segal – Guitarra
Ken Sorceron – Guitarra
Dirk Verbeuren – Batería
Cole Martinez – Bajo

 

Género: Brutal Death Metal / Grindcore

Fecha de lanzamiento: 14 de Enero de 2010

Origen: Bélgica

Discográfica: Century Media